Páginas vistas en total

sábado, 21 de noviembre de 2015

WHATSAPP TAMBIÉN TE PUEDE SALVAR DE IR A PRISIÓN. CRÓNICA DE UNA GUARDIA.

Guardia movidita la de esta semana.

Mañana un poco frustrante perdiendo el tiempo en el juzgado.

En la primera designa después de leer todo el atestado de una pelea en prisión, el imputado, investigado o como se llame ahora, al subir de calabozos dice que tiene abogado particular. Si lo traían de un centro penitenciario podrían preguntar primero y no traerlo a ciegas. En fin ...

La segunda, un delito electoral en Fiscalía pero el citado no se presenta. Malo.

Dos horas después vuelve a sonar el móvil. Llamada del Colegio, nueva designa. A las 5 al Juzgado de Guardia por una agresión sexual. Me comunican que llevan al detenido allí directamente sin declarar en dependencias policiales pues la víctima es extranjera y al día siguiente se marcha, por lo que se van a hacer las diligencias a la carrera y la práctica de prueba preconstituida para que tenga validez en un futuro juicio oral.

Leo el atestado. En resumen, la víctima es una estudiante extranjera (mayor de edad) que con sus compañeros de universidad y profesores está de viaje en Barcelona. Explica que la tarde anterior se encontró a un chico en el hostal donde estaban alojados ambos, que le propuso ir a tomar algo, que ella aceptó pero que posteriormente empezó a mostrarse agresivo con ella, obligándole a dejarle dinero para pagar las consumiciones y a beber más y más cerveza. Afirma que tenía miedo de él porque era corpulento y muy violento.

Continúa relatando que se marchó del bar pero que el hombre la siguió y que en la puerta del hostal le dijo que si quería que le devolviera el dinero tenía que subir con él a su habitación. Que subió porque había bebido mucho y no era consciente del peligro.

Una vez en la habitación, ella se cayó al suelo porque iba bebida y el hombre se baja los pantalones y le obliga a hacerle una felación, si bien no llega a eyacular. Cuando se va al baño, ella recoge sus cosas para huir pero él sale antes de que pueda marchar. Él le dice si va con él a una discoteca de la playa pero ella le responde que no. Entonces él le dice que se quede en la habitación esperándole a que vuelva, pues en caso contrario le haría daño.

Ella se queda en la habitación por miedo hasta que aparece el recepcionista del hostal en la habitación, unos veinte minutos más tarde. Cuando sale de la habitación llorando se encuentra con una de sus profesoras a quien le explica lo sucedido. 

Ese es el resumen de los hechos expuestos en la denuncia.

Algo ya no me cuadraba al leer la testifical del recepcionista del Hostal que manifiesta que él sube porque el detenido le avisa por teléfono de que vaya a su habitación porque hay una chica allí. Además añade que la víctima había tenido un comportamiento desagradable con los trabajadores del Hostal los días anteriores, faltando el respeto y estando bebida en varias ocasiones.

Voy a hablar con el detenido quien completamente indignado me da una versión totalmente distinta de los hechos. 

Hago aquí un inciso, para señalar que el detenido traía revolucionado al personal femenino del Juzgado.

Él me refiere y así lo declara que efectivamente se encuentran en el Hostal donde él reside (también es extranjero) pues trabaja de profesor de baile en la ciudad, que entabla conversación con la chica y un amigo de ella por la mañana, que ella al final se deshace del amigo para ir a tomar algo con él, que ella no para de beber en toda la tarde y cuando vuelven al Hostal él le dice que ha quedado para ir a una discoteca de la playa y si quiere ir con él. Ella le dice que no, que estaba muy borracha y que quería dormir y, si podía hacerlo en su habitación. Él acepta y ella se le insinúa allí, pero él se marcha y la deja en la cama, avisando posteriormente al conserje del Hotel.

Si bien podría discutirse cuál de las versiones era la real, el detenido me dice: ! si lo tengo todo en el whatsapp!. 

Resultado de imagen de whatsapp

Solicito el inmediato volcado de las conversaciones de whatsapp con la víctima donde vemos un mensaje posterior a la hora de la supuesta felación forzada de la víctima al detenido diciéndole: ¿por qué no has querido follar conmigo?.

En ese punto, su Señoría, el Ministerio Fiscal, la Secretaria Judicial, la oficial, el traductor y los Mossos d´Esquadra presentes ya tenían claro que la víctima mentía.

Y llegó el momento de la prueba preconstituida con la declaración de la víctima. Se ratifica en su denuncia y vuelve a relatar los hechos contenidos en la denuncia, reiterando que el detenido le había obligado a practicarle una felación. Llegados a este punto su Señoría le pregunta si tiene whatsapp a lo que responde que lo ha desinstalado esa misma mañana. Su Señoría entonces le solicita si tiene inconveniente en que podamos comprobarlo en su móvil a lo que la víctima se niega argumentando que pertenece a su intimidad.

Su Señoría le exhibe entonces el volcado de los whatsapp. Su cara no tiene desperdicio. Y fin de la historia. Se le pregunta si sigue manteniendo su denuncia, a lo que contesta que tiene mucha confusión con lo que sucedió la noche anterior y ya todas sus respuestas son dubitativas y desdiciéndose de lo dicho. Sobreseimiento y mi cliente decidirá si quiere querellarse por denuncia falsa, pues ese día lo único que quería era marcharse de allí.

Increíble y doloroso que un despecho pueda llevar a alguien a formular una denuncia por agresión sexual con penetración penada de 6 a 12 años de prisión.

Me duele el daño que actitudes así o una denuncia falsa como esta hacen a todas las mujeres que sufren violencia o agresiones sexuales.

Pero como titulaba, el whatsapp desmontó y disipó cualquier duda sobre la culpabilidad del detenido

Luego la guardia siguió con otras dos asistencias pero ésta marcó mi día. Demasiada maldad.  





3 comentarios:

  1. coincidimos en ascensor, tu salias yo entraba, yo iba a JVP 6 de BCN, un saludo!

    ResponderEliminar
  2. Osea, de esa gran mayoria de causas por denuncia falsa donde no se han dignado a deducirle testimonio y que sea el afectado el que se gaste los dineros para que sean las menos causas posibles por denuncia falsa tras inexistentes violencias machistas.
    La Fiscalía (FGE) nunca informó sobre las denuncias falsas en VIOGEN, y aun informando solo de deducciones de testimonio de entre solo las 200 retiradas en juicio ya muestra un 11% de causas, que eleva al 22,44% en MENFIS15 en el total de las más de 15.000 retiradas, y que sabiendo que en las retioradas hay menos probabilidades de denuncia falsa que cuando no la retiran, podemos imaginarnos el porcentaje entre las +100.000 no retiradas de cada año: http://wp.me/p1ncCc-Dw

    ResponderEliminar
  3. Yo tuve un caso parecido en Arenys hace algún tiempo, que acabó con SP. Pero lo interesante y espero que os sirva, es que muchas jóvenes extranjeras, mayoritariamente inglesas, tienen contratado un seguro que le cubre en caso de agresiones o vejaciones sexuales. Fu el MF quién directamente le preguntó a la "víctima" por dicho seguro, que obviamente, tenía.
    Por si os puede servir

    ResponderEliminar